Los cuidados de una lesión

cuidados_lesionLos accidentes pasan, básicamente es esa su definición, situaciones que llegan de forma inesperada, fortuita y que pueden causarnos lesiones. Es común que uno pueda torcer su tobillo al no ver un hoyo en la vereda o caminar con esos “peligrosos” zapatos de taco. Una caída puede bastar para sufrir un esguince de muñeca y así, una infinidad de cosas que pueden generar un problema crónico si no es bien cuidado.

Aquí es donde entra la traumatología y su estudio de estas lesiones para poder ayudarnos a sanarlas de forma adecuada. Una visita a un especialista es muy necesaria ante estas molestias, ya que si no las revisamos corremos riesgo de generar una lesión crónica.

¿Una lesión? No apures el proceso de recuperación

Cada vez más existe un notorio interés por practicar algún deporte, desde una maratón, pasando por el fútbol, ciclismo, golf, natación, etc. Las posibilidades son bastantes y los riesgos de padecer una lesión también lo son. Así, el no cuidar una lesión puede ser aún más perjudicial, hasta el extremo de no volver a practicar deporte alguno.
Y aunque existe todo un campo de la medicina (traumatología) dedicado a las lesiones y a la recuperación, bastante puedes hacer desde tu hogar con simples acciones, por ejemplo si es una pierna la lesionada.
- Evita poner peso en la pierna, para un mejor descanso y recuperación de ésta.
- Mantén su pierna siempre por sobre el nivel del corazón.
- En lo posible comprime la zona envolviéndola con un vendaje elástico.
- Aplica hielo sobre la rodilla por al menos 20 minutos a la vez 4 o 5 veces al día.

Ojo con la recuperación

Un traumatólogo nos puede orientar sobre lo qué consiste la lesión que presentamos, pero el trabajo de rehabilitación debemos realizarlo en conjunto con un kinesiólogo o fisioterapeuta.

 Los tipos de terapia para recuperarse pueden ir desde simples ejercicios para fortalecer una zona específica del cuerpo hasta el uso de equipos electrónicos diseñados específicamente para mejorar dichas lesiones. Entre los equipos que pueden ser usados para recuperar una fractura o esguince encontramos generadores de ultrasonido y sets de electro-terapia.

 El tratamiento que necesitamos para recuperarnos no servirá de nada si no somos metódicos y constantes al cumplir con él. Una sesión aislada no marcará mucha diferencia en nuestra recuperación, pero una terapia completa será la que nos abra las puertas a volver a sentir nuestro cuerpo como antes del accidente. Ya sabes, si lo haces mal sólo te estás engañando a ti mismo y tu cuerpo sentirá las consecuencias con el paso del tiempo.

No queremos que seas una de esas personas que dicen saber cuándo lloverá debido que no se trataron adecuadamente una lesión, lo mejor es dedicarle tiempo a la rehabilitación.

 

Gastrectomía: cuidados post operatorios

gastrectomia_cuidadosLa gastrectomía es una cirugía de remoción de la totalidad o una parte del estómago. Este tratamiento se indica en caso de malestares estomacales graves o para extirpar tumores. Entre las dolencias que se tratan con una gastrectomía se encuentran: hemorragias, perforaciones, estenosis o estrechamiento de los conductos estomacales, inflamaciones y cáncer gástrico.

Al tratarse de una intervención tan delicada (de remoción del estómago)  es que posterior a la cirugía se le administra al paciente una dieta líquida y de manera restringida, sobresaliendo la ingesta de líquidos en pequeños sorbos de agua, té de manzanilla, entre otros a temperatura media. Luego se van aumentando las dosis de líquido y el consumo de alimentos más sólidos, como por ejemplo tostadas o puré de papas.
Cuando la persona haya tolerado los alimentos anteriores, se puede comenzar a incluir arroz, pescado o pollo desmenuzado, frutas blandas como plátano, manzana, pera (en pequeñas cantidades) y así sucesivamente hasta llegar a una dieta blanda y luego a una normal, en relación al nuevo tamaño del estómago.
Cabe recordar que este procedimiento se realiza -o se llega a realizar- en pacientes con lesiones benignas, en caso de úlcera gastroduodenal y/o cáncer gástrico.

 Antiguamente, esta operación era muy complicada y tenía muchos riesgos para el paciente, sin embargo, utilizando cirugía laparoscópica, se ha logrado reducir significativamente el tiempo de recuperación, el dolor y las cicatrices, puesto que solo necesita unas pocas incisiones pequeñas para introducir una cámara y otras instrumentos que el cirujano necesita para operar.

 La pérdida total o parcial del estómago traerá algunas consecuencias, entre ellas:

  •  Reducción dramática del jugo gástrico, imprescindible para digerir y procesar los alimentos, lo que puede afectar la digestión
  • Reducción de la capacidad gástrica
  • Aceleración de las evacuaciones

 Por todo lo mencionado anteriormente, la probabilidad de sufrir un déficit nutricional con la consecuente baja de peso es muy alta, debido a que se verá afectada la sintetización o digestión de carbohidratos o proteínas, por lo que el médico podría recomendar la ingesta de suplementos alimenticios y al mismo tiempo, va a recomendar una alimentación especial, con alimentos que sean muy fáciles de digerir, los cuales deberán ser muy fraccionados durante todo el día.

 Aspectos a considerar

A continuación, algunas recomendaciones para pacientes gastrectomizados:

-          Ingerir abundantes proteínas como pollo, pescado y huevo.

-          Comer lentamente y masticando muy bien los alimentos

-          No combinar la comida con la ingesta de líquidos, se recomienda beber de 30 a 60 minutos antes o después de comer.

-          Tener precaución de que la comida no esté ni muy fría ni muy caliente.

-          Es recomendable aumentar la frecuencia de las comidas y hacerlas a la misma hora

 

Prevengamos las enfermedades respiratorias crónicas

enfermedades_respiratoriascronicasTodos entendemos que la salud del cuerpo es absolutamente necesaria, pero a veces omitimos que cosas muy comunes pueden ser altamente dañinas para nosotros. Miramos la salud del cuerpo como un todo, pensando que una dieta más bien sana y algo de ejercicio puede mantenernos bien, pero siempre hay algo que tenemos menos control y que nos hace muy mal el humo de cigarros y cigarrillos.

Este humo es perjudicial para la salud porque puede provocar una serie de enfermedades respiratorias que afectan tanto a la persona que tiene el hábito como a las que están a su alrededor, provocando enfermedades que pueden ir desde una simple obstrucción respiratoria hasta una enfermedad respiratoria crónica.

¿Cuáles son estas enfermedades respiratorias?

Las enfermedades respiratorias crónicas o ERC, no sólo son provocadas por el tabaco también hay causas genéticas y congénitas que pueden llevar a padecer enfermedades como el asma, pero la enfermedad obstructiva crónica (conocida como EPOC) se asocia directamente al consumo de tabaco. La Organización Mundial de la Salud estima una cifra de 300 millones de afectas por ERC en el mundo, de los cuales 64 millones padecen EPOC. Esto es un número similar a la suma de los habitantes de Chile, Perú y Ecuador juntos, no es algo menor ya que anualmente mueren 4 millones de personas por causa de estas enfermedades siendo el tabaquismo la principal causa.

Humo: factor clave en el desarrollo de enfermedades respiratorias crónicas
Las enfermedades respiratorias crónicas (ERC) son afecciones que tienen incidencia en las vías respiratorias y otras estructuras del pulmón. Si bien es cierto que el humo del cigarrillo resulta ser él o uno de los más peligrosos para el ser humano, existen otros que pueden llegar a afectar de la misma manera o peor, dependiendo de la exposición. Entre éstos la contaminación del aire en espacios reducidos, contaminación exterior, polución, alérgenos, entre otros.
No es un dato menor que, de acuerdo a las estimaciones de la Organización Mundial de la Salud, existan en el mundo alrededor de 300 millones de personas afectadas por algún mal respiratorio.

¿Qué se puede hacer para prevenir?

La solución en relación al tabaco, por ejemplo, es no consumirlo, pero para los otros tipos de humos contaminantes, se debe tener una ventilación adecuada, tanto en el interior como exterior de un lugar, para así facilitar una mayor cantidad de aire limpio posible, disminuyendo los peligros que conlleva la exposición diaria a humos tóxicos.

Suena un poco simplón, pero la mejor forma es no fumar y la receta es sencilla: si no fumas, no comiences a hacerlo. Si fumas, lo dejas. También es bueno delimitar espacios libres de humo, como pueden ser tu casa o departamento, tu automóvil y tu lugar de trabajo. De esta manera le haces un bien a tu cuerpo y disminuyes el riesgo de padecer EPOC.

 

Anímate a donar sangre

donar_sangreDonar siempre es un tema sensible, sin importar cuál sea su naturaleza. Una donación puede marcar la diferencia en la vida de alguna persona y, a veces, donar puede ser tan simple como regalar un poco de tu sangre para que alguien más pueda vivir o mejorar su salud.

 La donación de sangre es un proceso rápido, simple y cada vez menos invasivo que puedes repetirlo de 3 a 4 veces en espacio de un año.

¿Cómo funciona la donación de sangre?

 El proceso comienza cuando vas al banco de sangre. Antes, este lugar sólo estaba presente en clínicas y hospitales, hoy podemos encontrarlo de forma móvil cuando se realizan campañas para captar más donantes porque la sangre es un recurso valioso, pero escaso debido a la alta demanda y la baja tasa de donaciones.

 Una vez en este lugar, te harán una serie de preguntas para asegurarse que tu sangre esté en óptimas condiciones para ser utilizada en un receptor. Habitualmente piden tener un peso mínimo, no consumir algunos medicamentos de manera habitual y no haber consumido alcohol o drogas en las últimas horas.

 Cuando ya fue superada la fase de preguntas pasas a una habitación donde te sientas cómodamente en un sillón para que te relajes en el tiempo que dura este proceso. Para una donación tradicional de sangre este tiempo no es mayor a 10 minutos y la sangre extraída es en promedio 450 centímetros cúbicos, los que son recuperados por tu cuerpo rápidamente.

 Cuando el proceso ya terminó te regalarán un pequeño refrigerio, habitualmente algo que contenga azúcar, y algo para beber. Después de comer ya estás listo para seguir con tu vida normal. Recuerda que este es un proceso desinteresado pero que regala vida y salud a muchas personas. Anímate y anda a donar sangre.

La importancia de donar sangre

El ser humano tiene como promedio alrededor de unos 5 litros de sangre que el corazón hace circular por todo el cuerpo. El proceso de donación, en tanto, considera alrededor de 450 a 500 cc, por lo que el cuerpo no se resiente de esta extracción y la recupera en un proceso que sólo dura unos pocos días.
El procedimiento de donación es breve, no toma más allá de 15 minutos y te consultarán por tu tipo de sangre, si has consumido drogas o algún medicamento, así como también no haber sufrido de hepatitis, tumores o padecer del virus del Sida.
Donar sangre, si bien es cierto es un proceso que puede resultar sensible, es también un tratamiento que permite salvar una vida o mejorar la salud. Y para ello sólo debes ser mayor de edad, tener menos de 65 años y contar con un buen estado de salud.

 

Alimentación para evitar o sobrellevar el cáncer de colon

alimentacion_cancerEl cáncer de colon es una enfermedad que se manifiesta debido a que la mucosa del colon evoluciona hasta convertirse en un tumor maligno. Por lo general estas células malignas se localizan en la porción intermedia y más larga del intestino grueso.

Ahora bien, al ser una enfermedad tan peligrosa debes saber que es posible prevenirla con simples cambios en el estilo de vida, los que pueden ser: reducir al máximo el consumo de sal, realizar ejercicio físico, no fumar, limitar el consumo de carnes rojas y de alimentos con grasas saturadas, además incluir en la dieta el pescado, las frutas, verduras y fibras dietéticas  porque tienen un efecto protector contra este mal.

Qué comer si ya la padezco

En el caso de ya tener la enfermedad, es necesario que también cuide su alimentación para poder soportar y reducir los efectos secundarios del tratamiento, el que puede ser de tipo quirúrgico, de radioterapia o quimioterapia.

Para estas personas es esencial que tengan una dieta saludable que incluya carbohidratos y grasas, para poder producir las calorías que suministran combustible al cuerpo para la energía; ácidos de omega 3  que son de mucha ayuda para estimular el apetito; además de vitaminas y minerales para que el cuerpo pueda funcionar de la manera más normal;  finalmente proteínas para mantener la masa muscular y la reparación del tejido corporal.

Si el paciente ya se ha sido sometido a la quimioterapia, debe saber que puede deshidratarse fácilmente e incluso sentir náuseas. Ante ello lo mejor es que cambie su dieta habitual añadiendo fideos y pollo cocido.
Los pacientes no deben acostarse durante las dos horas posteriores a una comida.
Independientemente del tipo de tratamiento para el cáncer colorrectal, el paciente debe comer comidas pequeñas, frecuentes y a una muy baja velocidad.

Por lo general se deben evitar los alimentos flatulentos como el brócoli, huevos, repollo, legumbres y cebolla.

TRATAMIENTOS MÁS COMUNES PARA EL CÁNCER DE COLON 

El cáncer de colon surge con la aparición de adenocarcinomas en el comienzo de esta parte del sistema digestivo, o en el recto, que es la parte final del colon. Es un tipo de cáncer muy común a nivel mundial, pero como normalmente es de desarrollo lento y no es complicado de detectar precozmente, tiene un alto grado de curación en estados iniciales.
Los tratamientos para el cáncer de colon más comunes que se emplean son:
Cirugía: suele ser el principal tratamiento si el tumor ya no puede resecarse completamente mediante una simple colonoscopia.
Quimioterapia: puede aplicarse como tratamiento complementario a la cirugía, o como tratamiento único en estados avanzados para mejorar los síntomas y prolongar la supervivencia.
Radioterapia: en algunos casos se emplea para reducir el tumor antes de la cirugía, o después de ella para evitar recaídas.
Colostomía: si en la cirugía, una vez cortado el segmento de intestino que contiene el tumor, no pueden unirse los dos extremos seccionados en ese mismo momento, hay que sacar el colon al exterior directamente por el abdomen. Con este procedimiento hecho, las deposiciones se recogen en una bolsa especial que va adherida a la piel para que no se mueva.

 

Cómo detectar la infección urinaria

infeccion_urinariaUna de las enfermedades que más se presentan tanto en hombres como en mujeres, es la molesta infección urinaria, la que causa  grandes molestias como la constante necesidad de orinar, una sensación de intenso dolor en la vejiga o uretra durante la micción, junto con una gran presión en el hueso púbico en el caso de las mujeres, o bien una sensación de llenura en el recto en los hombres.

Esto ocurre cuando las bacterias alcanzan a las vías urinarias, generando la infección. Ahora bien, en el caso de que esos agentes crezcan en la uretra se trataría de una uretritis; y si las bacterias pueden suben por las vías urinarias, ocasionan una infección de la vejiga llamada cistitis.

En el caso de que una persona no perciba los síntomas de esta enfermedad, la infección avanzará más rápido dentro del cuerpo causando una infección en los riñones, provocando sensaciones más molestas como dolor de espalda, fiebre o náuseas.

En el caso de sentir alguno de estos síntomas, debe acudir de inmediato a un médico con especialidad en urología para que realice los exámenes pertinentes y pueda recetar el antibiótico adecuado para su caso en particular además de sugerir que tome abundante líquido para prevenir una nueva infección.

¿Pero quién puede padecerlo?

Cualquier persona que sufra de alguna enfermedad que impida el flujo normal de la orina como estructuras anómalas o piedras en el riñón, perfectamente puede desarrollar una infección urinaria.

También puede incrementar el riesgo de infección quienes tienen la próstata dilatada porque frena el flujo de la orina.

Personas que sufren una disminución del sistema nervioso que les impide controlar la vejiga a voluntad, o las personas de edad avanzada también tienen bastante tendencia a padecer de este mal.

También existen casos donde niños han nacido con alguna deformación del tracto urinario, no obstante esto puede ser corregido con una cirugía para evitar problemas en el futuro.

¿QUÉ ES LA UROLOGÍA?
La urología tiene como ámbito anatómico de estudio y análisis el riñón y sus estructuras adyacentes, las vías urinarias y el aparato genital masculino, atendiendo las disfunciones de los siguientes órganos y estructuras: glándula suprarrenal, riñón, retroperitoneo y región lumbar, uréter, vejiga, próstata, vía seminal, uretra, estructuras del suelo pelviano, pene, escroto, testículos y epidídimo.
Asimismo, se ocupa del diagnóstico y tratamiento de las enfermedades morfológicas renales y de las del aparato urinario y retroperitoneo que afectan a ambos sexos.
Actualmente la urología aborda desde un punto de vista integral, médico y quirúrgico, todas las dolencias de su área de influencia anatómica (órganos, aparatos y sistemas) y nosológica (enfermedades, síndrome, síntomas y signos clínicos), pudiendo dar respuesta a problemas de sus pacientes, desde un conocimiento profundo y completo de la especialidad.
El tratamiento de las correspondientes enfermedades (tumores, inflamaciones, traumatismos, infertilidad, disfunción eréctil, entre otros) puede ser médico, con el empleo de todo tipo de fármacos, y quirúrgico, incluyendo intervenciones por vía abierta, laparoscopia, endoscopia y métodos radiológicos.